Portada/Comunicados de prensa/Lista Roja de bienes culturales colombianos en peligro
 

Lista Roja de bienes culturales colombianos en peligro

Lista Roja de bienes culturales colombianos en peligro

Descargar

El Consejo Internacional de Museos (ICOM) anuncia la publicación de la Lista Roja de bienes culturales colombianos en peligro cuya presentación oficial tendrá lugar el 10 de marzo del 2011, a partir de las 6 p.m. en el Auditorio Teresa Cuervo Borda del Museo Nacional de Colombia, y será presidido por la Ministra de Cultura de Colombia, Mariana Garcés Córdoba, el Director General del ICOM, Julien Anfruns y el Embajador de Estados Unidos, S.E. Peter Michael McKinley.

La Lista Roja describe e ilustra las categorías de bienes culturales colombianos más susceptibles al tráfico ilícito. Esta herramienta se distribuye a aduaneros y policías en todo el mundo, así como a profesionales de museos, comerciantes de arte, subastadores y coleccionistas, para ayudarles a identificar los tipos de objetos que se pueden encontrar con mayor frecuencia en el mercado ilícito de arte y antigüedades, y así prevenir su compraventa y exportación ilegales.

La Lista Roja de bienes culturales colombianos en peligro ha sido elaborada por un grupo internacional de expertos, con el apoyo de la Oficina de Asuntos Educativos y Culturales del Departamento de Estado de Estados Unidos de América. La iniciativa del ICOM viene a dar una dimensión internacional a las acciones y medidas, ya desarrolladas a nivel nacional por las autoridades interinstitucionales colombianas, para contrarrestar el tráfico ilícito de bienes culturales colombianos.

Este tráfico ilícito es una amenaza constante para la preservación del patrimonio cultural, en especial el que corresponde a los periodos prehispánico y colonial, ya que destruye elementos científicos esenciales en la reconstrucción de los patrones de vida de la sociedad colombiana, y deja vacíos históricos que distorsionan el sentido del legado cultural.

El Consejo Internacional de Museos y sus parejas combinan sus esfuerzos para sensibilizar sobre la importancia de proteger el patrimonio cultural de acciones delictivas, y evitar de este modo que se produzcan daños irreparables al patrimonio y a la historia del pueblo colombiano.