Los museos no tienen fronteras,
tienen una red

Todas las noticias

mayo 12, 2020

COVID-19 Prepararse para la reapertura: garantizar la seguridad del público y del personal

A medida que el confinamiento se va terminando en varias regiones y países, los museos tienen que revisar y actualizar sus protocolos de seguridad sanitaria para reabrir adecuadamente. Si bien las reglamentaciones nacionales varían según la evolución específica de la pandemia de COVID-19, hay algunas medidas básicas que pueden adoptarse para proteger la salud tanto de los visitantes como del personal.

Preparándose para la llegada del público

  • Defina un número máximo de visitantes permitidos en el museo e informar al público acerca de eso
  • Defina un número máximo de visitantes por sala de exposición e informe al público (se recomienda establecer un numero máximo de personas por metros cuadrados para permitir una distancia de seguridad de 1,5 m entre cada visitante)
  • Determine el tiempo medio de visita para establecer unas franjas horarias
  • Considere una reapertura gradual de las exposiciones
  • En la medida de lo posible, establezca un sistema de reservas (en línea, por teléfono y/o por correo electrónico). Establezca un sistema de venta de entradas en línea: las entradas vendidas en línea pueden ser escaneadas por los propios visitantes en la entrada del museo
  • Considere la posibilidad de ampliar el horario de apertura
  • Prevea un horario de apertura dedicado a ciertos grupos de público (por ejemplo > 65 años)
  • Deniegue el acceso a las personas que presenten síntomas de la enfermedad
  • Notifique al público las restricciones vinculadas al contexto en el sitio web de la institución (si es posible) y antes de entrar en el museo

Acceso del público – adaptar el flujo de visitantes

  • Evite las colas en las entradas y en los mostradores, o intente manejarlas
  • Considere la posibilidad de marcar unas líneas en el suelo para asegurar que se mantenga la distancia recomendada de 1,5 m
  • Asegure la distancia entre los visitantes y los mostradores de recepción, posiblemente instalando vidrios para proteger al personal y a los visitantes
  • Cierre los vestuarios que requieran la presencia del personal (las taquillas pueden permanecer disponibles si se desinfectan regularmente entre sus usos) para evitar cualquier manipulación y contacto innecesarios
  • Asegúrese de que se mantengan separados los flujos de entradas y salidas, proporcionando un recorrido unidireccional de las salas (cuando es posible)
  • Se pueden ofrecer visitas guiadas y ofertas educativas solo si se respeta la distancia de seguridad entre los participantes. En tal caso, define franjas horarias específicas para las visitas en grupo, restringiendo su tamaño
  • Las aperturas de las zonas comerciales comunes (cafetería, librería, tiendas) están sujetas a reglamentaciones nacionales específicas
Photo by Anshu A on Unsplash

Acceso del público: reforzar las medidas de seguridad sanitaria

  • Instale dispensadores de desinfectante de manos a la entrada del museo y coloque señales de advertencia para alentar a los visitantes a respetar las medidas sanitarias vigentes
  • Asegure el acceso de los visitantes a los aseos (permitiéndoles lavarse las manos con jabón y agua caliente y dando preferencia al material higiénico desechable), adaptando este acceso a las normas de distanciamiento social vigentes (marcadores en el suelo, etc.)
  • Vele por que los dispositivos como las audioguías, los auriculares y otros dispositivos similares – que requieren manipulación – se desinfecten sistemáticamente después de cada uso
  • Las instalaciones para personas con discapacidad y los dispositivos expuestos con botones de control con fines educativos deben limpiarse frecuentemente con desinfectantes
  • Las puertas interiores permanecerán abiertas (si es posible). De lo contrario, deben desinfectarse cada vez que se utilicen

Acceso del público – restringir algún acceso si es necesario

  • Restrinja el acceso a las salas e instalaciones que no se pueden limpiar o desinfectar completamente
  • Cierre las salas (por ejemplo, algunas instalaciones de arte contemporáneo) que implican la interacción del visitante
  • Los ascensores deben reservarse para personas con movilidad reducida, asegurando que se respete la distancia de 1,5 m entre cada usuario. Los botones de comando deben ser desinfectados después de cada uso
  • Si las zonas comunes no permiten la aplicación de las normas de distanciamiento social, podría considerarse un ajuste de los horarios y del movimiento de los visitantes
Photo by Eric Tompkins on Unsplash

Personal de recepción y seguridad

  • El personal de seguridad debe estar presente en los mostradores de recepción y en las salas del museo para asegurarse no sólo de que haya una distancia suficiente entre el visitante y las obras expuestas, sino también para garantizar una distancia suficiente entre los propios visitantes. Si es necesario, para preservar la seguridad de las obras y de los visitantes, los equipos pueden ser completados con personal adicional
  • Proporcione al personal dispositivos de protección adecuados (protección de la caja registradora, máscaras, desinfectantes): se trata de una condición obligatoria para la apertura al público

Medidas de limpieza y conservación

En las oficinas

  • Considere la adaptación sostenible de los planes de emergencia
  • Amplíe la duración de los préstamos de obras para minimizar el movimiento, la manipulación y el transporte
  • Las áreas accesibles al personal se limpiarán de acuerdo con las directrices nacionales
  • El material común utilizado por varios miembros del personal deberá ser desinfectado regularmente. En ausencia de normas de desinfección, este material no se utilizará
  • El personal limpiará diariamente su lugar de trabajo con toallitas a base de alcohol o toallas de papel, independientemente del servicio de limpieza que se haya establecido
  • Cualquier empleado cuya actividad no requiera una presencia en el lugar de trabajo seguirá trabajando desde su casa, de acuerdo con la normativa nacional

 

Por último, se recomienda que los museos que no estén en condiciones de adaptarse a estas medidas, permanezcan provisionalmente cerrados.