Los museos no tienen fronteras,
tienen una red

All news

junio 17, 2022

ConferenciaEl ICOM participa en la conferencia de los ministros de cultura de la región euromediterránea

Las amenazas al patrimonio cultural, como el cambio climático, los conflictos y el tráfico ilícito, centraron los debates de la reunión ministerial de Cultura de la asociación UE-Sur.

Esta cumbre de alto nivel, organizada por el Ministerio de Cultura de Italia en coordinación con la Presidencia francesa de la Unión Europea, reunió en Nápoles, el jueves 16 y el viernes 17 de junio de 2022, a los ministros de Cultura de la región euro mediterránea, a organizaciones internacionales y a otros actores clave de la sociedad civil en un formato híbrido.

Los temas de discusión  se centraron en la protección y el papel del patrimonio cultural frente a los retos contemporáneos, como el cambio climático, las situaciones de conflicto y el tráfico ilícito. En este sentido, el jueves 16 de junio, Michela Rota, del Grupo de trabajo sobre el desarrollo sostenible del ICOM, participó en el panel “Desarrollo humano, buena gobernanza y estado de derecho. La cultura en el centro del desarrollo humano y los ODS”, para tratar de cómo adoptar un enfoque más integrado y global en la región UE-Mediterráneo en conformidad con los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la ONU para 2030. De hecho, hoy en día, el patrimonio y los museos no son inmunes a los impactos de la crisis climática, como lo han demostrado  las fuertes inundaciones ocurridas durante el verano de 2021, que afectaron a varios países europeos y causaron importantes daños en museos de Bélgica y Alemania.

No sólo es crucial proteger el patrimonio amenazado por los efectos del cambio climático, sino que es importante recordar que los sitios y los museos son también lugares de aprendizaje y educación sobre el medio ambiente y sobre cómo responder a esta amenaza global. Del mismo modo, aunque la cultura es vulnerable a la destrucción, al saqueo y al tráfico ilícito, también puede ser un recurso para la prevención y la mitigación de conflictos. En este sentido, el viernes 17 de junio, Alberto Garlandini, Presidente del ICOM, inauguró la sesión plenaria “La cultura, un activo para la paz y la seguridad”. En su discurso destacó el compromiso de larga data del ICOM en la lucha contra el tráfico ilícito de bienes culturales y recordó los valores fundamentales que estuvieron en la fundación de la organización en 1946, en particular, en el contexto de la reconstrucción después de la Segunda Guerra Mundial.

Desde su creación en 1946, el ICOM, el Consejo Internacional de Museos, ha promovido el papel fundamental de la cultura y de los museos en la construcción de una base común para un mundo pacífico, resistente, sostenible y próspero. Estos ideales siguen siendo los valores fundamentales que seguimos defendiendo hoy en día. Alberto Garlandini – Presidente del ICOM

Siempre y especialmente hoy en día, el ICOM denuncia la violencia y las guerras, y fomenta el diálogo inclusivo, las interacciones pacíficas y los enfoques constructivos. El ICOM también se ha preocupado por el movimiento ilegal de bienes culturales y ha creado las Listas Rojas del ICOM de objetos en peligro, que son una herramienta reconocida a nivel internacional. Desde hace más de 20 años, el ICOM ha publicado 18 Listas Rojas de patrimonio en peligro que abarcan más de 50 países, entre ellos varios de la región euro mediterránea. Gracias a la dedicación y experiencia de los miembros del ICOM, que suman más de 45.000 profesionales e instituciones de museos de más de 140 países y territorios, la organización ha desarrollado normas científicas y éticas para guiar a los profesionales de los museos.

Y esta conferencia fue una oportunidad para recordar la implicación del ICOM en el tratamiento de cuestiones contemporáneas como el cambio climático, el tráfico ilícito de bienes culturales y las amenazas a la seguridad.